COVADONGA 1921

Adentrémonos al México de 1921, donde la danza, la poesía, sus grandes artistas y personalidades, recrean la dulzura y esplendor de la algarabía española. Anualmente y tras celebrar con brillante esplendor la festividad de Nuestra Señora de Covadonga, la Junta Española de este nombre , tiene una doble finalidad: Recoger entre nuestra colonia en Méjico firmas y trabajos que muestren el amoroso culto que rinden al patrio terruño, todos los que de él se alejaron, pero que jamás le olvidan y ese recuerdo lo exteriorizan. La segunda finalidad, es llevar a otras tierras donde viven españoles, esa prueba de que ni el tiempo ni la distancia, podrán borrar el amor y el recuerdo por su tierra y sus hermanos.

FRATERNIDAD HISPANA-MEJICANA

Y como dijo: Don José Porrúa, “Digamos de una vez adiós a toda memoria importuna; borremos de nuestra mente todo lo que pueda dividirnos y puesto que unos y otros, mejicanos y españoles, necesitamos expresar nuestras ideas en la hermosa habla castellana, coincidamos en su génesis como coincidimos en su manifestación gritando: ¡Viva la fraternidad hispano-mejicana!